Seguridad y tecnología

Referencia en seguridad desde hace más de 50 años

Como constructor de vehículos, una de las principales preocupaciones de Renault ha sido, y es, la seguridad de sus pasajeros.

Referencia en seguridad automovilística desde hace más de 50 años, basa su investigación en la accidentología y la seguridad real para realizar el diseño del equipamiento que mejor se adapta a la realidad de las carreteras del mundo entero.

 

A este enfoque se le suma el interés por las expectativas expresadas por los clientes para dar la confianza y seguridad que necesitan como conductores y pasajeros. Algo que se ve reflejado en el trabajo diario de los ingenieros, tanto en los modelos de la gama como en los que están por venir, teniendo en cuenta todas las dimensiones de la seguridad, ya que el objetivo de Renault es global y no se limita al equipamiento o tecnología.


Esta prioridad hace que se superen cifras tan importantes como la que se consiguió a finales de 2006, llevando a cabo el test de choque número 10.000 en el centro técnico de Lardy, Francia. El personal encargado de este tipo de pruebas efectúa cada año miles de test en carretera, en condiciones a veces extremas, con la misión de estudiar, analizar y perfeccionar la puesta a punto de los vehículos de la gama.


En cuanto a las expectativas de los clientes, los resultados de las encuestas a las que han sido sometidos, han demostrado que su percepción de la seguridad se divide en 7 componentes: el frenado, la dirección, la estabilidad, la visibilidad, los equipamientos, la robustez percibida y la protección de los ocupantes en caso de choque.


Estas premisas son tenidas en cuenta por Renault, comprometiéndose cada día a ofrecer equipamientos de mejor nivel y adaptados a los diferentes mercados para ampliar la oferta ya existente en dispositivos de seguridad.